Como evitar la persistencia de las parestesias despùes de las posturas en aperturas de brazos. Prof. Klgo. Ph. Souchard

Por Philippe Souchard Creador del Método RPG http://www.rpg-souchard.com

Artículo publicado en “Attualitá della Rieducazione Posturale Globale”. (Milán 1999.IV Congresso Internazionale) Traducido por la Lic. Julieta Rubinetti

 

Sabemos que la duración de la tracción ejercida sobre los músculos tónicos es uno de los principales privilegios de un RPGista. Esta saturación de tono puede causar reacciones de tipo simpaticotónicas: frío, hambre, sueño, vahídos, parestesias. Asociadas a una tracción sobre el plexo braquial en las posturas en apertura de brazos, estas reacciones pueden manifestarse como un inicio de hormigueos en los dedos y también de inhibición provisoria de los movimientos concernientes al brazo.

Estos disturbios remiten espontáneamente, en general en 48 hs, pero pueden discapacitar al paciente y preocuparlo durante este período.

Por lo tanto es necesario tratar de evitarlos:

El terapeuta entenderá que deberá ser prudente cuando durante el interrogatorio el paciente describe un dolor a nivel de los escalenos.

La observación y la palpación permiten darse cuenta de una elevación anormal de la primera costilla o de un enrrollamiento transversal importante de la cintura escapular (cifosis transversal).

La reequilibración permite apreciar la importancia de las retracciones de los diversos aductores del brazo.

Si con el interrogatorio deducimos que la cifosis transversal y la rigidez de los aductores son de larga data es necesario ser aún más prudentes.

Indicaciones a seguir durante la sesión: 

La primera regla consiste en hacer solo una postura de brazos abiertos por sesión. Una postura de brazos cerrados debe preceder una de apertura. La tracción axial y las decoaptaciones deben concernir únicamente la articulación escápulo- torácica. Esto supone mantener la escápula con la mano en el momento de la decoaptación de la cabeza del húmero.

Es importante en este caso que el paciente avise al terapeuta en caso de que aparezcan parestesias importantes y persistentes.

Técnica de corrección de la sintomatología:

Es necesario recordar que cada síntoma debe ser considerado como un dolor. Cuando aparece es necesario parar la progresión y hacerlo pasar.

El alargamiento de los escalenos a través de una contracción isométrica en la posición más excéntrica debe preceder a cualquier otra acción. Se trata en general del medio más eficaz.

Si las parestesias son unilaterales, es necesario aumentar la tracción axial de la nuca, pedir un apoyo, sin forzar, el dedo pulgar va sobre la primera costilla y se pide la inclinación activa de la cabeza hacia el mismo lado impidiendo el movimiento. Todo esto al final de la espiración tiempo uno. 

Si las parestesias son bilaterales, es necesario repetir la maniobra del otro lado. Nada impide proceder del mismo modo en caso de corrección simultánea de las cervicales en contra-jesús o contra-esterno.

Si la eficacia de este alargamiento de los escalenos es total la progresión puede continuar.

En caso de insuficiencia, es necesario proceder a la contracción isométrica en posición correcta de los flexores de los dedos que acusan parestesias. Para proceder, el terapeuta empuja con la mano sobre la punta de los dedos del paciente al final de una espiración espontánea.

También aquí en caso de éxito, la progresión puede retomarse.

Si las dos maniobras precedentes han fracasado, es necesario dejar descansar al paciente, colocarle sus brazos a lo largo del cuerpo y pedirle de “lavarse las manos” para restablecer la sensibilidad normal.

Retomando la postura desde dónde se había interrumpido, dos casos pueden presentarse:

Las parestesias no aparecen inmediatamente. Esto permite progresar antes de ver reproducirse la misma situación y ser obligados a proceder como fue descripto precedentemente.

Las parestesias aparecen inmediatamente y con la misma intensidad. Esto indica que ha llegado el momento de suspender la sesión, pudiendo dar otro turno tres días después, en lugar de otro para la semana siguiente.

En todos los casos y en particular si la dificultad persiste:

Es necesario recordar que la mejor postura de estiramiento de los escalenos es brazos cerrados. Esta debe ser acompañada de una decoaptación de las cervicales, de una espiración paradojal profunda y de una contracción isométrica en la posición más excéntrica de estos músculos como fue explicado mas arriba. Es preferible por lo tanto, en este tipo de problemas multiplicar las sesiones de brazos cerrados antes que proceder a la apertura.